Recolección de residuos se ve afectada por casos de Covid y licencias anuales

La Municipalidad de Río Gallegos informó que los inconvenientes en la recolección domiciliaria se deben a la cantidad de personal que se encuentra aislado por la pandemia, que no puede ser reemplazado ya que muchos agentes están de licencia. Se está reforzando la tarea con trabajadores de otras áreas y se solicitó colaboración a los vecinos hasta que se normalice la situación.

Desde hace varios días se registran inconvenientes en el retiro de residuos domiciliarios en algunos sectores de la ciudad. Desde la Secretaría de Obras Públicas y Urbanismo, que encabeza Lucas Otín, se informó que la situación responde a que gran parte de la planta de personal de recolección se encuentra asilada por ser caso positivo de Covid o contacto estrecho. “Siguiendo las recomendaciones del Ministerio de Salud, tenemos al personal aislado y nos encontramos imposibilitados de realizar el servicio con la misma frecuencia”, dijo Otín, al tiempo que solicitó “la colaboración de toda la población para disminuir los volúmenes de residuos y evitar la acumulación”. Además aclaró que, con menor frecuencia, está garantizada la recolección en todos los barrios, aún con el personal reducido.

Por su parte, Fernando Millapel, integrante de la Secretaria de Obras Públicas y Urbanismo, explicó que “nos encontramos con dos inconvenientes puntuales: primero el personal que está de vacaciones, porque ya estaba previsto distribuir las licencias de los operarios durante los meses de enero, febrero y marzo; y por otro lado que ya es de público conocimiento este nuevo brote de Covid que hace que tengamos personal declarado positivo o contacto estrecho. Todo esto nos significan que estamos trabajando con menos del 30% del personal”.

“Esto nos implica que en algunos lugares estemos pasando cada dos días y no como lo hacemos en forma habitual. Y en función de eso hemos generado otras alternativas”, dijo Millapel, al tiempo que explicó que se está reforzando la cantidad de contenedores en espacios públicos y también se sale con camiones a reforzar la recolección en horarios que no son los habituales.

Luego dijo que “hemos conseguido el apoyo de algunas empresas que nos van a facilitar contenedores, sabemos que hay barrios como el Jorge Newbery, 400 Departamentos, 366, 499 y otros en donde no damos abasto. Allí vamos a reforzar con contenedores”.

También solicitó a vecinos y vecinas “que nos ayuden, que entiendan que esta situación de la pandemia superó todo lo que teníamos planificado. Estamos haciendo todo lo posible y tratando de pensar todas las alternativas”, y destacó que el Intendente Pablo Grasso se encuentra en comunicación constante para seguir de cerca todas las acciones que se están llevando a cabo.

Además, Millapel resaltó el rol del trabajador municipal, ya que muchos cortaron sus licencias y otros, a pesar de no pertenecer al área, se sumaron para ayudar: “el empleado municipal cuando tiene que ser solidario, no duda. Le hemos pedido colaboración a otras áreas y están ayudando”, dijo.

En este contexto, Millapel también informó que “continuamos con la limpieza de calles que teníamos pendiente con personal de Limpieza Urbana, área que también está afectada con la reducción de personal por el Covid, y es por ello que personal de Construcciones están colaborando para realizar estos operativos y que los vecinos nos han hecho saber su agradecimiento por este trabajo”.