El Celeste y Crigal, disfrutaron de la inclusión y jugaron básquet

El gimnasio Tito Wilson del Club Hispano Americano fue el escenario de un partido de básquet diferentes, singular, emotivo y por cierto altamente cordial. Sucede que en el marco del programa Hispano Social que lleva adelante la institución Celeste y con miras al debut del equipo de básquet sobre silla de ruedas de Crigal Santa Cruz para los días 3 y 4 de marzo en Rio Gallegos, se llevó adelante un encuentro amistoso entre Crigal y el celeste de Santa Cruz, ambos en la Liga Nacional.

Quedo más que claro en la jornada del jueves que el deporte logra derribar barreras, prejuicios, se logró confirmar la igualdad y también la inclusión con un evento que además tuvo colorido, y se disfrutó de una manera particular y especial no solo por los jugadores de Hispano de la Liga Nacional, los de Crigal con su equipo de básquet adaptado, sino también dirigentes, público y los medios que estuvieron allí. Por momentos conmovedor.

La actividad promovida por el área social de la sub comisión de Básquet del equipo de la calle Alberdi, requirió que los jugadores dirigidos por Marcelo Richotti disputen la totalidad del encuentro sobre silla de ruedas en lo que fue una experiencia seguramente movilizante, emocionante y quedara en el recuerdo de cada uno de los integrantes del plantel celeste, a los cuales no les fue para nada fácil jugar básquet sobre una silla de ruedas.

Si bien este tipo de actividad ya se venía realizando, en este caso el plantel de Richotti por primera vez le toca vivir semejante experiencia y además fue lógicamente una enorme contribución a la motivación para el plantel de Crigal de cara a lo que viene el fin de semana cuando comience a competir en la Liga Nacional de Básquet Adaptado por la Zona A en el Cepard enfrentando a River Plate de CABA, el mejor Equipo de Entre Ríos (ADISMOC) y el Mejor Equipo de Corrientes (Centro de Educación Física Nº 17) .

POR ELIO MAYORGA